Desarrollan el chip más pequeño del mundo que puede ser inyectado en el cuerpo con una aguja

Un estudio publicado a principios del mes de mayo por la revista Science Advances muestran el Los ingenieros el chip inalámbrico más pequeño del mundo, desarrollado por científicos de la Universidad de Columbia en Nueva York.

El dispositivo mide menos 0.1 milímetros cúbicos, como del tamaño de un piojo y aseguran que en el futuro podrá ser introducido en el cuerpo humano con una aguja hipodérmica para monitorear condiciones médicas.

“Queríamos ver hasta dónde podíamos empujar los límites para construir el chip funcional más pequeño posible”, contó la semana pasada el líder del estudio, Ken Shepard. “Se trata de una nueva idea de ‘chip como sistema’: es un chip que, por sí solo, sin nada más, es un sistema electrónico de funcionamiento completo”, explicó el especialista.

Gracias a su diminuto tamaño, el equipo utilizó ultrasonidos para alimentar y comunicarse con el dispositivo de forma inalámbrica. Los investigadores fabricaron una “antena” que está instalada directamente en la parte superior del chip y a través de la cual lo alimentan y se comunican con él, en ambos casos mediante ultrasonidos.

“Esto debería ser revolucionario para el desarrollo de dispositivos médicos implantables miniaturizados e inalámbricos que pueden detectar diferentes cosas, usarse en aplicaciones clínicas y, finalmente, aprobarse para uso humano”, declaró Shepard.

Créditos: Diario Libre

También podría gustarte